Blog / Noticias


"Lo importante es empezar" (a cualquier edad)

17/06/2009

CanalSolidario.org 2009

Nos lo cuenta Margarita, voluntaria de 80 años. Como ella, cada vez más mayores se comprometen con el voluntariado. "Su naturaleza productiva tiene un efecto positivo sobre varias dimensiones del bienestar", explican los expertos.


"La palabra mágica es empezar, una vez lo haces lo difícil es parar". Fueron las palabras de Margarita Marotta, en la reciente presentación de las novedades de hacesfalta.org. Margarita, de 81 años, es una de las voluntarias más veteranas del portal y todo un ejemplo de las posibilidades del voluntariado entre las personas mayores.



Horas antes de volar hacia un proyecto en Honduras, Margarita explicó su experiencia y contagió su entusiasmo: “No hay edad, hay voluntad, no hay ataduras. Mis hijas y mis nietos me animan y se sienten orgullosos de mi trabajo como voluntaria. Yo me siento crecida compensada, alegre, activa, energéticamente positiva, con una gratitud a la vida que me regala este enriquecimiento, una óptica diferente, una posibilidad de ayudar que es una obligación no una opción. Animo a las personas mayores que tengan dudas a que no se autoexcluyan, sino que participen y verán cómo rompen sus propios límites”.



Ella conoció el voluntariado a los 60 años, cuando le quedaba poco para jubilarse. Como ella, muchos mayores, aprovechan este momento de su vida para dedicarse o involucrarse más en una labor social. El primer estudio europeo sobre participación de personas mayores en actividades de voluntariado deja claro que la tendencia de los mayores a participar avanza, aunque lentamente.



El proyecto SHARE (Salud, Envejecimiento y Jubilación en Europa), realizó una encuesta a 22.000 ciudadanos mayores de 50 años de once países europeos, cuyos resultados muestran importantes diferencias entre los países del norte y los del sur en cuanto a participación de las personas mayores de 50 años en actividades voluntarias.



En el Estado, poco voluntariado



España aparece con el menor índice de colaboración voluntaria de todos los países estudiados, a gran distancia de Europa del norte y central. “A primera vista, resulta paradójico que un país en el que el concepto de reciprocidad está profundamente arraigado entre los ciudadanos, en el que las necesidades de aquellos que necesitan ayuda están cubiertas casi en su totalidad por el sistema de apoyo informal, es decir por las familias, ofrezca una imagen de conducta insolidaria y poco colaboradora ante la acción voluntaria”, explican desde Share.


 


Continúa leyendo la noticia el testimonio de la voluntaria Margarita. en canalsolidario.org


 


Y si quieres conocer aún más sobre las experiencias de esta gran mujer, lee sus experiencias en Honduras en nuestra sección: Descubrir nuestra capacidad de dar y Anímate a colaborar.


 

Fundación Hazloposible | secciones: Voluntariado , Iniciativas solidarias