Blog / Noticias


¿Qué actitudes debe tener un voluntario internacional?

14/03/2017

voluntariado internacional, voluntarios

Revisa tus actitudes y sincérate ¿Estás preparado/a para involucrarte en un voluntariado internacional?


Ya te hemos explicado cuáles son las diferencias entre el voluntariado internacional y los viajes solidarios, te hemos dado consejos para elegir la ONG que mejor se adapte a tus preferencias, y también hemos compartido contigo una lista de los gastos aproximados que tendrás que cubrir en tu voluntariado internacional. El siguiente paso, y uno de los más importantes, es tener en cuenta algunas características y actitudes que debes adoptar, como persona que decide involucrarse en una actividad de este tipo.


Con ello no queremos decir que si no cumples con estos puntos no puedas realizar un voluntariado internacional, pero sí es bueno que los tengas en cuenta para hacer que la experiencia sea lo más enriquecedora y positiva posible.


Todas, o casi todas, las organizaciones que trabajan en el ámbito del voluntariado internacional coinciden en varios puntos clave: una mente abierta y sin prejuicios y una actitud positiva.


Una mente abierta y sin prejuicios nos ayuda a disfrutar de una manera más plena de cualquiera de las experiencias que vivimos en nuestra vida. ¡Y no iba a ser menos en un voluntariado internacional!


Desde la organización Acción Balear, Mª Antonia Sancho Serra nos cuenta que “es muy importante que las personas voluntarias lleven a cabo su actividad en el país de acogida con la mente abierta. La idea es ir a aprender de una nueva cultura, no imponer la nuestra”. Algo que Óscar Pérez Marcos, de Hola Ghana comparte, haciendo énfasis en la importancia de entender que “de esta forma, podrán adquirir un pensamiento más global, al permitirles conectarse con otra cultura y su gente, dándoles la oportunidad de conocerse a sí mismos y crecer integralmente como personas”.


“Desgraciadamente, la idea que la gente suele tener del continente africano y de lo “ajeno” en general, es muy reducida a las imágenes y a los lugares comunes que nos llegan de ciertos medios de comunicación. Abramos la mente y dejemos que lo "ajeno" nos sorprenda”, añade Federica Romeo de Cineastas en Acción.


Además, si a todo esto, le sumamos una actitud positiva ante todo lo que se nos presenta delante, la combinación es ¡perfecta!


“Como en todas las cosas, esta característica te permite disfrutar de cada pequeño momento y superar los posibles imprevistos o cambios de planes con una sonrisa. Con una actitud positiva y sin miedo, la experiencia se hará más entretenida y más intensa” explica Federica Romeo, de Cineastas en Acción.


En Acción Balear también tienen muy claros los beneficios de una actitud positiva, tal y como nos cuenta Mª Antonia Sancho Serra: “Durante la actividad, seguro que aportamos mucho pero si mantenemos una actitud positiva y abierta, aprenderemos mucho más de lo que podamos aportar”.


Además de estas dos características fundamentales, también podemos añadir que ante todo debe primar el espíritu de solidaridad y ayuda a los demás, ser capaces de trabajar en equipo, adaptarse fácilmente a los cambios, y ser tolerantes, ya que lo que encontramos en los países de destino es, en muchos casos, muy diferente a la realidad que estamos acostumbrados.


En resumen, debes tener: 



  • Una mente abierta y sin prejuicios.

  • Un espíritu de solidaridad y ayuda a los demás


  • Una amplia capacidad para trabajar en equipo y mucha tolerancia.


  • Una actitud positiva.


¿Listo para vivir una de las mejores experiencias de tu vida?


¿Qué más necesitas saber sobre el voluntariado internacional? 


¡Consulta nuestro especial de voluntariado internacional!




 

Hacesfalta.org Fundación Hazloposible | secciones: Voluntariado