Blog / Noticias


La colaboración aumenta el valor del voluntariado corporativo

16/05/2012

Foto de Yban_2000 - Flickr

Cuatro opiniones muy solventes sobre el voluntariado corporativo que escuchamos hace unos días en el encuentro "El valor añadido del voluntariado corporativo: experiencias y aprendizajes" organizado por ESADE y Fundación SERES


El pasado 10 de mayo asistimos a la conferencia organizada por Fundación SERES y ESADE, con el atractivo título  “El valor añadido del voluntariado corporativo: experiencias y aprendizajes”. En ella participaron Ignasi Carreras (Director del Instituto de Innovación Social de ESADE), Ana Sáinz (Directora de Fundación SERES), Maite Arango (Vicepresidenta de Grupo Vips), Josep Santacreu (Consejero Delegado de DKV Seguros) y Javier Garilleti (Director General de la Fundación PWC). Las intervenciones superaron las expectativas del prometedor título, destacando el convencimiento y apasionamiento de quienes hablaron sobre el valor del voluntariado corporativo bien entendido.


Ignasi Carreras, Instituto Innovación Social de ESADE

Mencionó brevemente el Estudio sobre los modelos de Voluntariado Corporativo en España publicado por ESADE en marzo de este año. Dicha investigación ha identificado cinco factores de éxito para un programa de voluntariado corporativo:



  • La implicación de la alta dirección

  • La dotación de recursos económicos y humanos

  • Programas basados en necesidades sociales reales

  • Buen diseño del programa, teniendo en cuenta tanto la cultura interna como la selección de los partners adecuados

  • Capacidad de evaluación y aprendizaje


Este acto mostró que sí hay empresas donde la alta dirección está implicada y convencida del voluntariado corporativo como creador de valor para la sociedad, la plantilla y la empresa.


Maite Arango, Grupo Vips

Maite Arango insistió en que Grupo Vips quiere colaborar y participar con otras empresas o entidades para desarrollar proyectos sociales, compartir buenas prácticas con otras empresas y acometer proyectos colaborando con otros agentes. Buen ejemplo de esta actitud es la relación de más de 10 años entre Grupo Vips y Fundación Hazloposible. Argumentó esta postura en una frase de Bill Drayton, fundador de Ashoka, “las empresas que no estén dispuestas a colaborar, sea cual sea su posición o mercado, acabarán pereciendo”.


Josep Santancreu, DKV Seguros

A la hora de hablar del valor añadido por la RSC o el voluntariado corporativo, mencionó que el reto está en crear valor para todos los agentes implicados (empresa, sociedad y plantilla), porque es un valor diferente para cada uno. Tras más de diez años desarrollando un programa de voluntariado en DKV, reconoció que “no sabemos nada”, porque es un ámbito tremendamente novedoso donde hay mucho por avanzar. Recalcó la importancia de encontrar opciones de voluntariado donde pueda participar la familia al completo, porque la conciliación es uno de los grandes retos actuales.


Más allá del voluntariado corporativo, DKV está afrontando el reto de impulsar el voluntariado entre otros colectivos, la red de agentes, personal sanitario, clientela… Relacionó la apuesta de DKV por extender el voluntariado a la clientela con su negocio, la salud, porque el voluntariado mejora la salud y genera bienestar.


Javier Garilleti, Fundación PWC

PWC centra sus acciones de voluntariado corporativo en aportar lo que mejor saben hacer: proyectos de consultoría para optimizar la gestión para ONG y emprendedores sociales. En PWC han constatado que quienes participan en este tipo de programas mejoran su forma de trabajar y evolucionan en su desarrollo personal y en el trabajo. En su concepto de carrera profesional, una de las claves es que la persona se comprometa con la sociedad, sea también un líder en relación con su comunidad.


Además de esta perspectiva del voluntariado corporativo relacionada con el talento, también se plantean como reto, para acometer en breve la implicación en este tipo de proyectos de los socios de la compañía, para que también experimenten qué supone trabajar en una entidad social. Y otro reto es acometer proyectos de voluntariado corporativo desarrollados por varias empresas, como una vía de multiplicar impacto y adquirir nuevos aprendizajes.


En suma, un evento muy completo en el recorrido de distintas prácticas, y a nivel más particular para Hazloposible, una satisfacción, al constatar que estamos contribuyendo de un modo significativo a hacer realidad el camino que estas organizaciones se han propuesto recorrer.


 

Fundación Hazloposible | secciones: Voluntariado y empresa